Menú Principal
3 de Mayo de 2016

Presidenta Bachelet puso primera piedra de modernización del nuevo edificio del Hospital del Trabajador ACHS

En el marco de la conmemoración del Día Internacional del Trabajo, la presidenta Michelle Bachelet, participó en la ceremonia de colocación de la primera piedra de modernización del Hospital del Trabajador de la Asociación Chilena de Seguridad (ACHS), edificio especializado en la atención de accidentados laborales, que contará con una superficie de 84 mil metros cuadrados y una inversión de 140 millones de dólares.

La actividad contó con la participación de las ministras del Trabajo y salud, Ximena Rincón y Carmen Castillo, la subsecretaria de Previsión Social, Julia Urquieta, el superintendente de Seguridad Social, Claudio Reyes, la intendenta de Seguridad y Salud Laboral, Pamela Gana, la presidenta de la Central Unitaria de Trabajadores, Bárbara Figueroa, además de parlamentarios, dirigentes sindicales y representantes del mundo empresarial, quienes visitaron a los pacientes que están en proceso de rehabilitación y reinserción tras sufrir un accidente laboral.

En la oportunidad, la presidenta Michelle Bachelet realizó un llamado a todos los actores de la sociedad a valorar el mundo del trabajo y fomentar el diálogo para resolver las diferencias, agregando que el Gobierno “seguirá empujando para construir diálogo entre trabajadores y empresarios, ya que tenemos la responsabilidad de trabajar todos juntos para enfrentar las contingencias de la economía y tomar las medidas necesarias para generar y proteger el empleo”.

Asimismo, manifestó que “si queremos de verdad valorar el mundo del trabajo, debemos asegurar que todos tengan una opción de desarrollo personal y colectivo, con los mejores salarios y con todas las condiciones de salud y seguridad que corresponden”.

Por su parte, la presidenta de la CUT, Bárbara Figueroa, reafirmó la importancia de que, como país, nos hagamos cargo de que el trabajo decente requiere de más y mejores políticas de salud y seguridad en el trabajo. “Debemos romper con el estigma de que la preocupación de los trabajadores es sólo el dinero; tiene que ver también con la dignidad y con un trabajo que garantice que las personas no van a perder la vida, a accidentarse o sufrir una enfermedad profesional”, puntualizó, al tiempo que expresó su preocupación por el aumento de las patologías de salud mental asociadas al trabajo.